Archivo de la etiqueta: crónicas

Iglesia Nuestra Señora del Rosario de Cúa para 1926.

Por: Iván López Calero

      La fotografía es una herramienta de expresión muy poderosa, cada imagen encierra en sí misma un conjunto de anécdotas o historias, algunas veces complejas y otras muy sencillas, pero todas dignas de ser narradas, esto último podemos hacerlo a través de la foto descripción o la narración descriptiva de una imagen, con la finalidad de contar esas crónicas o historias, de lo observado y capturado por algún fotógrafo, en algún determinado momento y lugar. Susan Sontag en su obra “Sobre la fotografía” 1973, expresa lo siguiente:

Toda fotografía tiene múltiples significados; en efecto, ver algo en forma de fotografía es estar an­te un objeto de potencial fascinación. La sabiduría esencial de la imagen fotográfica es la superficie, Ahora piensen o más bien sientan, intuyan, qué hay más allá, cómo debe de ser la realidad si ésta es su apariencia. Las fotografías, que en sí mismas no explican nada, son inagota­bles invitaciones a la deducción, la especulación y la fantasía. (Pág. 41)

       Por tanto toda fotografía tiene a cuestas una o varias historias y al usarla únicamente como una herramienta para contar una historia, estaremos haciendo “narración descriptiva de una imagen”. De allí que la fotografía pasa a tener un papel protagónico como documento primario en la reconstrucción del discurso histórico y no solo a ser accesorio complementario de éste, incluso el registro gráfico de lo construido por el hombre en una población o ciudad , (edificios, monumentos, carreteras, trenes, etc.) ya a través de la pintura o de la fotografía, constituye una imprescindible fuente primaria para la revisión del pasado de éstas, que nos permite apreciar  y comprender con mayor amplitud el ordenamiento o el flujo de las diversas transiciones que se debieron realizar para el desarrollo o crecimiento de esos espacios geográficos.             

      Partiendo de lo antes expuesto, y empleando esta técnica de narración descriptiva, en el presente artículo revisaremos una fotografía de la Iglesia Nuestra Señora del Rosario de la población de Cúa, con la finalidad de realizar una breve relación histórica o crónica de la misma y la descripción de la citada imagen que resguarda un momento específico de relevante importancia en su historia.

Iglesia Nuestra Señora del Rosario de Cúa, Año 1926Iglesia Nuestra Señora del Rosario de Cúa, Año 1926. Autor desconocido, Fuente: Archivo Familia Fuentes – Robles. Sigue leyendo

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Fotomemorias

DOSSIER 7.2: El encanto de Mauricio en la cueva del Peñón

Por: Manuel Vicente Monasterios

Detalle de la portada del libro "Mauricio" del Poeta Francisco Cadiz, adaptación de Isaac Morales, año 2012.Detalle de la portada del libro “Mauricio” del Poeta Francisco Cadiz, adaptación de Isaac Morales, año 2012.

     Para ingresar al mundo de los encantos, debemos vencer el universo racionalista o el prejuicio materialista que responde a la idea que solo existe en el mundo que se ve, el que podemos percibir por los sentidos. Sin embargo en todas las culturas y civilizaciones el mito y la leyenda han sido sustento importante en la explicación de los fenómenos herméticos y el hombre siempre ha creído en la existencia de un mundo paralelo donde seres de diversa naturaleza han convivido con lo humano y han influido en sus acciones. Sin embargo el racionalismo ha buscado de borrar de la memoria colectiva la dimensión cósmica, ese mundo paralelo al humano donde se mueven los ángeles, los duendes, los gnomos, las hadas, los demonios y los encantos.

     No es cuestión de afirmar o negar la existencia de estos seres, es aceptar que estas leyendas llenan las lagunas de la historia, que sería de Grecia y de Roma sin su mitología, de la Europa medieval sin la noche de San Juan, el solsticio de verano con la magia del fuego purificador, el cual se nos presenta en Venezuela mestizo, de la mano del negro, bailando al compás del “culo e puya” del tambor redondo. María Lionza el mito de los montes de Sorte en el Estado Yaracuy, el Anima del Pica-Pica en las cercanías de Santa María de Ipire en el Estado Guárico, el folclor venezolano está lleno de leyendas hermosas.

     Hemos querido recrear la leyenda del Encanto del Peñón, en Ocumare del Tuy, Mauricio el muchacho encantado por la Ninfa Potámides protectora de las aguas de los ríos, de los bosques, de la naturaleza. Hoy más que nunca la irracionalidad se ha encargado de destruir nuestras florestas. El Río Tuy agoniza y la indiferencia de la gente complica su futuro y compromete al planeta. El espíritu protector de la madre naturaleza simbolizado en la leyenda de Mauricio tiene mucho trabajo en estos valles, donde la deforestación, el crimen ecológico y la impunidad se dan la mano. Se recrea esta leyenda como una contribución para que los tuyeros nos reconciliemos con el medio ambiente tan golpeado en los últimos años. Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo DOSSIER

DOSSIER 7.1: De leyendas y mitos a crónicas e historias

Por: Iván López Calero

    En la mayoría de los pueblos o comunidades del planeta existen cuentos, mitos o leyendas surgidas tal vez de hechos reales, históricos o producto de la fantasía colectiva o de algunos de los pobladores de esos lugares, que se repiten de generación en generación y que en ocasiones llenan de asombro y credulidad a sus pobladores, dando un sitial de marcada importancia a lo transmitido o incluso dotándolo de un aura mágica que fomenta a su vez temores, rechazos o cultos a esos hechos, personajes o entornos geográficos.

     Si se busca un referente de hechos, personajes y espacios que han asumido esas características antes citadas, se puede tomar la mitología nórdica, la romana o la misma griega, donde en regiones bien demarcadas y partiendo de conjuntos de seres definidos como dioses y semidioses entre otros, han influido (ya de forma positiva o negativa, según los casos) en las poblaciones y generaciones posteriores al surgimiento de esos mitos, creando cultos, religiones, temores y transformándose al mismo tiempo en la crónica y en la historia de esos pueblos e incluso de los países, fijando costumbres, tradiciones, ritos entre otros, construyendo así hasta la identidad misma del país, llegando en algunos casos estas a ser usadas para provecho económico de la región, producto de la comercialización turística y de mercados de tales historias, crónicas, leyendas o mitologías. 

Atlas sosteniendo al Mundo - Obra de Boris Vallejo, año 1986Atlas sosteniendo al Mundo – Obra de Boris Vallejo, año 1986 Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo DOSSIER

Historia de la música contemporánea en Santa Lucía, I (1892-1987) de Juan Ramón Ávila (Libro recomendado)

      Este libro, publicado por primera vez en 1987, es un registro cronológico e histórico, incunable y único en los Valles del Tuy (y tal vez en el estado Miranda). Su autor se dedicó, con máximo detalle, a escudriñar en el pasado de la música tanto popular como académica de su pueblo, recurriendo no solo a la referencia bibliográfica sino también a la revisión de documentos, fotos y la realización de entrevistas a las personas involucradas en una historia que lo toco muy de cerca. Una verdadera labor de cronista oficial, aún esperando el segundo tomo, que contendrá la historia desde 1987 hasta 2007.

Portada del libro Historia de la música contemporánea en Santa Lucía, I (1892-1987) de Juan Ramón ÁvilaPulse acá para descargar Historia de la música contemporánea en Santa Lucía, I (1892-1987)

     En la presentación de la primera edición de 1987 el profesor Luis Augusto González Díaz de forma certera sobre este obra expresó:

“Es buena la intención, pero mejor aún, en grado superlativo al hecho, al acontecimiento de la investigación y en este ensayo se acopia lo tradicional, lo histórico, lo contemporáneo de los quehaceres de la música en este Valle de Santa Lucía de Pariaguan, antaño y hogareño..”

      Si bien es una obra breve, es sin embargo un buen compendio de apuntes que muy fácilmente pueden dar pie a jóvenes investigadores que deseen iniciar análisis mas profundos en el área de la historia de la música, en Santa Lucía o a nivel del Valle del Tuy.

     Es una obra llena de anécdota de charlas – entrevistas entre amigos, vecinos y coterráneos que más que hablarnos de historia local nos echan el cuento de sus vivencias de sus andanzas y sus esfuerzos en el amor por la música, en palabras de propio autor podemos descubrir estos aspectos reflejados cuando al iniciar su obra nos refiere:

“La presente lleva por objeto el de elaborar una recopilación de la historia reciente en la música de nuestro pueblo… historia hecha con la vivencia de sus propios protagonistas y la indagación bibliográfica entre autores de este lar…”

      Desde Matria deseamos recomendar esta pieza de historia local del cronista Juan Ramón Ávila que más que un referente bibliográfico del Valle de Santa Lucía del Tuy puede y debe convertirse en una fuente de inspiración para las jóvenes generaciones de investigadores e historiadores, que bien pudieran fortalecer los aspectos en ella tratados.

2 comentarios

Archivado bajo Misceláneas

El General Francisco Tosta García.

Por: Iván López.

      Nace en Charallave, Edo. Miranda, el 1º de Enero de 1846. Político, diplomático, militar venezolano y candidato presidencial. Se destacó también como escritor costumbrista, periodista, novelista, historiador y miembro numerario de la Academia Nacional de la Historia. Fueron sus padres Alejandro Tosta, comerciante, y Manuela García, vía esta por la cual se encuentra emparentado con el General Ezequiel Zamora como primohermano. Habiendo nacido en Charallave, pasó su infancia en Caracas. Sus cualidades y conocimientos humanísticos que desarrolló a través de su vida los adquirió de forma autodidacta. Amigo y partidario de Antonio Guzmán Blanco, entró con él a Caracas en abril de 1870. Fue Diputado por el estado Guárico (1880), gobernador del Distrito Federal en julio de 1880, luego fue el organizador del estado Guzmán Blanco (1881) y el jefe de las Milicias del Distrito Federal (1881). Luego fue presidente de la Cámara de Diputados en las sesiones de 1882, 1883, 1884, 1885 y 1886, así como presidente del recién creado estado Guzmán Blanco (1883) y diputado por el Distrito Federal (1886). Presidente de la comisión de Diputados para la constitución del Congreso (1888), apoya la candidatura presidencial del general Joaquín Crespo, siendo apresado el 21 de junio y permaneciendo 2 meses en La Rotunda.

Francisco Tosta García, Imagen tomada del Cojo Ilustrado Nº 69 del 1 de Noviembre de 1894

      Perseguido por su amistad con Juan Pablo Rojas Paúl, es puesto preso. Tras su liberación decide mantenerse alejado de la vida pública desde 1888 hasta 1892. Después del triunfo de la Revolución Legalista en 1893, fue electo diputado por el Gran Estado Los Andes a la Asamblea Nacional Constituyente, en la que actuó como secretario. Enviado extraordinario y ministro plenipotenciario de Venezuela en los Países Bajos (1894), siendo que para ese año gracias a sus gestiones y a las de su secretario el Dr. Nicolás Veloz Goiticoa logra restablecer las relaciones diplomáticas el 20 de agosto firmando en La Haya un protocolo junto al representante del gobierno neerlandés. Posteriormente fue gobernador del Distrito Federal (1895) y ministro de Fomento (1896). Candidato a la presidencia de la República (1897), figuró como senador de la oposición durante la presidencia de Ignacio Andrade (1898).

      En 1901 fue representante del estado Miranda en la Asamblea Nacional Constituyente y vicepresidente de la misma. Senador por Carabobo (1904); fue representante de Venezuela en el Congreso Bolivariano reunido en Caracas en 1911 y miembro del Consejo de Gobierno (1913). Los últimos años de su vida los dedicó a la Academia Nacional de la Historia de la que fue electo individuo de número en 1906 y en la cual se incorpora el 25 de marzo de ese mismo año. Su trabajo de incorporación versó sobre El Congreso de Panamá. Como periodista, fue redactor de La Causa Nacional en 1889, en compañía de Eduardo Blanco y de El Pabellón Amarillo (Caracas) en 1878. También escribió zarzuelas tales como: Don Pantaleón y El Oro de Bascona, arreglada a la escena española. Como escritor utilizó el seudónimo de “K Lendas”. Dejó importantes obras como escritor costumbrista. Autor de los Episodios venezolanos influido por los Episodios nacionales de Benito Pérez Galdós, dividido en dos series de seis tomos destacando El 19 de Abril, La Patria Boba, Los orientales, La guerra a Muerte, Los años terribles y Carabobo, entre otros. En total escribió varias novelas: Don Secundino en París, Jacobilla, Leyendas patrióticas y Memorias de un Vividor, ambientada esta última en los avatares de la Guerra Federal.

      Muere en Caracas, a los 75 años de edad el 10 de Noviembre de 1921.

Deja un comentario

Archivado bajo Biografías