Archivo de la etiqueta: bolívar

Francisco de Miranda, arquitecto de la independencia hispanoamericana

Por: Armando José Martínez*

miranda1

      Referirse al proceso de independencia en Venezuela parte por comprender las relaciones de poder que desde Europa y los Estados Unidos se estaban desarrollando. La Revolución Norte-Americana así como posteriormente la Revolución Francesa, representaron un punto de quiebre para el sistema monárquico que intentaba no desaparecer. En este contexto y ante la invasión de Napoleón Bonaparte al Reino de España en el año 1808,  se inician en las colonias del Reino Español la creación de Juntas de Gobierno que tendrían como principal propósito defender los intereses de la corona española en territorio Americano. Tal era el caso de la Junta Suprema de Caracas o la Junta Suprema conservadora de los derechos de Fernando VII, que fue creada en 1810. Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Nuestra América

DOSSIER 9.3: Dionisio Cisneros en la literatura tuyera

Por: Isaac Morales Fernández

Wild scenes in South America; or Life in the Llanos of  Venezuela, Londres, 1863. tomada de Ramón Páez.

      Dionisio Cisneros nació cerca de lo que es hoy el Municipio Paz Castillo, al norte, en una hacienda baruteña, a finales del siglo XVIII. Descendiente de indios, era un manumiso que abrazó la causa realista a cambio de los ofrecimientos de los aristócratas criollos, seguidores y beneficiarios aún de la monarquía española. Comienza a aparecer en la historia en 1820 con el rango de Sargento, comandando tropas a favor del Rey, asediando las comunidades tuyeras que querían la liberación de la corona española. Desde los valles tuyeros, hasta las tierras del norte de Guárico, pasando por todo el centro y sur de Aragua, el indio Cisneros pasó arrasando, asesinando, robando y aterrorizando durante los días de la Guerra de Independencia y algún tiempo más.

      Es José Antonio Páez quien logra “apaciguar” a Cisneros luego de haber tomado como rehén a su hijo. Después vendrían los tiempos de La Cosiata, la separación de Colombia, la presidencia de facto de Páez, la traición a Bolívar y el fallecimiento de este ya en 1830. Algunos años después Páez y su nuevo protegido Cisneros se han unido a la oligarquía que gobierna el país. Ahora compadres ambos, pues Páez ha bautizado al hijo de Cisneros, se unen para sofocar la revolución reformista liderada por Santiago Mariño y José Tadeo Monagas. Más adelante, derrocado el gobierno conservador de José María Vargas, Páez, alejado de la coyuntura pero siempre detrás de todos los hilos de la política nacional, siempre seguido por Cisneros, se une a la candidatura de Carlos Soublette para las elecciones de 1835.

      Todo este contexto de belicosidad, la Venezuela “cuero seco” (por el decir de Páez de que Venezuela parecía un cuero seco, que al pisarlo por un lado se levantaba por el otro), sirvió de contexto sangriento para que Cisneros siguiera siendo el bandolero de siempre, pero ahora protegidas sus crueldades por el gobierno oligarca. Al surgimiento de la insurrección campesina en 1846, y de Ezequiel Zamora como militante liberal en respaldo a la candidatura de Antonio Leocadio Guzmán, Cisneros sigue en sus funciones militares y es enviado a combatir contra Zamora en Carabobo. Renuente a ser un simple mandadero obediente, comete crímenes de guerra contra campesinos y hacendados por igual. Páez se ha convertido en un avezado y astuto político y finalmente se distancia de Cisneros, quitándole su protección. Cisneros se intenta rebelar y es finalmente sometido, enjuiciado y fusilado en 1847. Sigue leyendo

1 comentario

Archivado bajo DOSSIER

Casa de Bolívar en Yare

Por: Iván López Calerocasa-de-bolivar-en-yare-3

      Ubicada en la población de San Francisco de Yare, estado Bolivariano de Miranda, Venezuela, se encuentra el Museo Casa de Bolívar, lugar donde habitó el libertador Simón Bolívar durante algunos días en el año de 1809, esto mientras ejercía el cargo de Juez de Justicia Mayor del pueblo de Yare. 

    Esta hermosa Casa Colonial fue decretada Monumento Histórico Nacional según resolución publicada en Gaceta Oficial Nº 32.039 de fecha 04 de agosto de 1980. Se encuentra abierta al público desde el 28 de noviembre de 1982.

      En la actualidad conserva parte de sus características arquitectónicas y constructivas originales, como los muros de tapia y rafas, pilares de ladrillo, techo de madera cubierto de teja a dos aguas. Los espacios principales se organizan en torno a un gran patio central delimitado por galerías cubiertas que se conectan con el exterior mediante el zaguán. Actualmente en las habitaciones cercanas al patio principal, se encuentra la biblioteca José Vicente Espejo.

      Podrá usted observar una piedra tallada, del 17 de diciembre de 1930 y un medallón incrustado de mármol con la imagen del Libertador, entre otras casa-de-bolivar-en-yare-2tantas piezas antiguas y de interés histórico.

       La invitación es para que venga y disfrute de esta bella casa en la que habitó el Libertador y conozca bien de cerca otros aspectos de la vida de nuestro inmortal héroe, al caminar en sus pasillos y habitaciones disfrutará de su conservada arquitectura y la frescura de las casas de época colonial. Reviva en este lugar los avatares políticos y jurídicos entre los que se debatió el padre de la patria, apartado del centro de los hechos que desembocaron en el 19 de abril de 1810.

      Este museo se encuentra ubicado en el Boulevard Bolívar a dos cuadras de la Plaza Bolívar detrás de la Iglesia de San Francisco casa-de-bolivar-en-yarede Yare, Municipio Simón Bolívar, Estado Bolivariano de Miranda, Venezuela y abre sus puertas al público de Lunes a Viernes en los horarios de 08:30 a.m. a 12:00 m y de 2:00 p.m. a 4:30 p.m.

       Venga a disfrutar de buen turismo histórico en el Museo Casa Bolívar de Yare así como del resto de la historia y hospitalidad que siempre saben expresar los residentes del pueblo de Yare y de estos Valles del Tuy.

Deja un comentario

Archivado bajo Turismo en el Tuy

Simón Bolívar: de mantuano a libertador.

Por: Arturo Lev Álvarez.

     ¿Quién fue Simón Bolívar? ¿Qué es un mantuano? ¿Por qué siendo Bolívar mantuano se involucró en la guerra de independencia?, preguntas obligadas para conocer sobre la vida de quien sería el futuro líder de la gesta emancipadora venezolana y parte de Suramérica. Ver al ser creador y Presidente de una gran nación territorial llamada República de Colombia, libertador de lo que hoy día es Venezuela, Colombia, Panamá (era integrante del Virreinato de la Nueva Granada, aunque Bolívar nombra al General José de Fábrega Jefe civil y militar del istmo que luego se uniría a la naciente República de Colombia), Ecuador, Perú y fundador-Presidente de Bolivia (en sus inicios llamada República de Bolívar).
     En un principio resulta audaz responder en una cuartilla sobre la vida de semejante personaje de la historia nuestramericana (término usado por el cubano José Martí en 1891) y mundial, en cada una de sus facetas como militar, político, estadista, diplomático o literato se pudiesen escribir textos muy amplios gracias a la cantidad de documentos existentes. Pero en este caso, y a 230 años del nacimiento de Simón Bolívar (24 de julio de 1783), se pretenderá dar respuesta a esa decisión de Bolívar, que siendo mantuano se interesa y participa en la independencia suramericana.

Simón Bolívar, el Libertador Sigue leyendo

2 comentarios

Archivado bajo Gran Nacional

La libranza misteriosa de Simón Bolívar, elucubraciones en torno a un conflicto cortesano.

Por: Alejandro Cardozo Uzcátegui

Dr. en Historia Universidad del País Vasco.

    Poco o nada sabemos de Bolívar desde su llegada en 1802 a Caracas hasta una carta de protesta a finales de ese año. En el calor de la investigación hemos encontrado en el Archivo General de Indias, en Sevilla, una colección documental donde aparece una operación económica de Simón Bolívar en 1802, una libranza «de veinte mil pesos fuertes en plata ú oro». Llama poderosamente la atención la cantidad de dinero que Bolívar gira y manda a «pagar en la Tesorería de Cádiz a la Orden del Excelentísimo Señor Ministro de Hacienda de España e Yndias… en plata ú oro y no en Vales Reales». Se pague en «plata ú oro» y «no en vales reales», es decir que sea en efectivo, en metálico y no en algo muy similar a los actuales bonos de la deuda pública.

     Veinte mil pesos equivalía a 540 kilogramos de plata en monedas, nada menos que más de media tonelada de plata. Para hacernos la idea: una buena hacienda de cacao producía una renta media anual de cinco mil pesos fuertes, es decir, Bolívar, de un plumazo, estaba girando un capital equivalente a cuatro años de producción sostenida de una hacienda de cacao en plena capacidad. En nuestra investigación tenemos una carta del célebre Intendente de Caracas, Francisco de Saavedra, donde informaba al Consejo de Indias que era difícil encontrar una familia de ricos mantuanos caraqueños que lograra reunir 30.000 pesos fuertes.

    Este documento es una libranza que Bolívar gira desde Caracas. Podríamos hacer una similitud con los cheques de hoy. Fue firmado por Baltasar Padrón, administrador general de la Renta del Tabaco (que en este caso fungiría como banco emisor del “cheque”) y autorizado por el intendente de entonces, Antonio López Quintana. La libranza puntualiza que sea Nicolás de Sarachaga del Comercio de Bilbao el beneficiario del dinero (un renombrado comerciante de la villa bilbaína de la época, cuyo capital oscilaba los 100.000 pesos fuertes). El secretario del Despacho Universal de Hacienda de España e Indias, Miguel Cayetano Soler, autorizaba el trámite final del pago a nombre de Sarachaga, al quien le llegaría el monto en metálico, en «plata ú oro». La Real Renta del Tabaco aprobó el “préstamo” o el giro a Bolívar, y se hizo efectivo en la Tesorería de Cádiz. Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Otras Matrias, Otras Historias

Bolívar en Yare

Por: Juan de Dios Sánchez
Cronista del Municipio Baruta

     En el mes de septiembre de 1807, el futuro Libertador de Venezuela estaba viviendo en su hacienda del valle de Yare, actual municipio Simón Bolívar del Estado Miranda y en la placidez de las tardes disfrutaba de sus propiedades en largos paseos a caballo concibiendo ampliar las operaciones agrícolas de sus haciendas con varias siembras de añil.

     Aquella decisión del futuro General causó grandes oposiciones, siendo una de ellas, la más activa, la del abogado y vecino Antonio Nicolás Briceño Briceño (apodado El Diablo), quien no sólo se opuso a la actividad sino que se confabuló con el resto de los propietarios para que se opusieran a Bolívar en sus planes.

     Las cosas llegan a un término de conflicto cuando todos se oponen a que Bolívar construya un callejón que requiere para el tránsito de sus tierras a la oficina de comercio del añil y un canal de drenaje que, pasando por las tierras de Briceño, cayera en un río cercano.

Bolívar Campesino, Óleo sobre tela 90 x 70 cm. Autor: Rafael D`Montijo, año 2009. Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Crónicas de mi pueblo

Editorial Nº 3

Por: Arturo Lev Álvarez 

     La gesta emancipadora en Venezuela desde la narrativa épica, la historiografía positivista y el materialismo histórico ha descrito una historia patria, con elementos que llenan al venezolano de héroes, fechas, de grandes batallas y sentido nacionalista en contra de un imperio siempre acechante.
     Es con la historia popular del marxismo inglés, la microhistoria italiana y la historia matria del historiador mexicano Luis González y González que se comienza a realizar un trabajo de investigación desde lo más próximo, desde el pueblo, los municipios, la localidad, con sentido de pertenencia tanto del que investiga como de los hombres y mujeres involucrados en la narrativa de pequeña escala, que va a comprender mejor la patria desde el vínculo con lo local, lo barrial o comunitario. Es desde donde se puede entender que hay algo más que hace a la patria, ese algo que identifica a cada quien con su terruño, y que mediante ese conocimiento construye y entiende lo macro. Es hacer la historia en los lugares olvidados muchas veces por los historiadores, y que son esos espacios de menor escala que ayudan a crear un vínculo con la historia y con la patria.
     Es por ello que este tercer número de la revista Matria, pretende abordar la independencia desde su propio espacio, los valles del Tuy, que encierran una historia de tragedia en pleno Decreto de Guerra a Muerte. Una historia en campaña emancipadora que demuestra, una vez más, la importancia del Tuy, tanto económicamente como estratégicamente, de un valor incuestionable para Caracas y para la lucha independentista. El Dossier lleva por título “La independencia y la guerra a muerte en el Valle del Tuy”, esto con motivo de cumplirse 200 años de tan polémica proclama en la ciudad de Trujillo en 1813 y esta coordinado por el Licd. Efrén Calero. Los artículos que integran este número son: La Guerra a Muerte, aspectos económicos y sociales de la incursión de Rosete al valle del Tuy por Antonio Delgado; La Legión Infernal en la sabana de Ocumare del Tuy por Arturo Lev Álvarez; y, La batalla de Charallave por Efrén Calero.
     El natalicio 230 del Libertador tampoco pasa en vano, y por ello hay tres artículos significantes: en Crónicas de mi pueblo el Cronista del Municipio Baruta, Juan de Dios Sánchez nos relata un altercado en el pueblo de Yare por unos linderos entre Simón Bolívar y Antonio Nicolás “El Diablo” Briceño; en la sección Otras matrias, otras historias el Dr. Alejandro Cardozo Uzcátegui narra su interpretación en torno a un caso de libranza en España de parte de Bolívar, demostrando así el poder económico real de su estirpe familiar; y, en Gran Nacional se hace una referencia a la vida del futuro Libertador basado en lecturas a intelectuales que le han biografiado.
     Es un placer para el colectivo de investigación de la revista Matria presentar este número histórico, que hace hincapié en la vida de Simón Bolívar y la independencia desde una pequeña escala, pero sin dejar de difundir el turismo, la cultura y las entrevistas a personajes que son parte de la historia tuyera.

Deja un comentario

Archivado bajo Editorial