La Cruz de Mayo

Por: Iván López Calero

Revista Matria Nº 6

     El Velorio de Cruz o fiesta de la Cruz de Mayo fue traída a la América y en especial a Venezuela por los sacerdotes y conquistadores españoles, quienes conmemoraban el 3 de mayo, el hallazgo en el año 324, que realizó Elena (Santa Elena), madre del emperador Constantino, de la cruz donde murió Cristo, coincidiendo con esta celebración los pobladores de este continente, realizaban rituales para festejar la llegada de la primavera o de las lluvias y a su vez el inicio del período de siembra.

La Cruz de Mayo en Centro de Arte La Estancia, foto de Gizet GonzálezLa Cruz de Mayo en Centro de Arte La Estancia, foto de Gizet González

     Los aborígenes o nativos de las Américas llegado el momento de las vísperas de lluvias se concentraban en sitios elegidos como centros rituales para realizar ofrendas a sus dioses como muestra de agradecimiento por lo recibido y para bendecir las cosechas futuras, generalmente estos emplazamientos quedaban en lugares ubicados en zonas altas (cerros, promontorios, entre otros) y cercanos de los poblados o caseríos de estos.Al crearse los pueblos de doctrina en épocas de post conquista los sacerdotes observaron la coincidencia de los ritos de los originarios y la celebración a la santa Cruz y colocaron Cruces donde estos realizaban sus ofrendas, de forma que se rindiera culto a esta y no a los dioses paganos, luego obligaron también a los esclavos africanos a sumarse a estos ritos lo que enriqueció la forma de expresión en torno a esta celebración, pues se creó un sincretismo basado en los ritos litúrgicos, musicales y costumbristas de Europa, África y América.

     Actualmente el ritual está presente en casi toda Venezuela: los Llanos Occidentales, Oriente, Litoral Central, específicamente en los estados Aragua, Miranda, Apure, Lara y Guárico; a excepción de los estados Mérida, Zulia y Táchira.

     En el estado Miranda esta celebración se realiza durante todo el mes de mayo, pero la fecha central es el día 3, en el Valle del Tuy la actividad es completamente religiosa ligada a familias o cofradías que guardan celosamente este rito casi invariable, se realiza con cantos de Fulías y se recitan Décimas, se ofrecen comidas especiales a los visitantes entre otras, nos cuenta el cronista de Santa Lucia, Juan Ramón Ávila lo siguiente:

“las familias visten sus cruces con papel de seda (o papel de papagayo) de diversos colores, las exponen en los hogares, les rinden tributo y en ocasiones se pueden hacer exposición de cruces”

     Jesús Silva Yrazabal cronista de Santa Teresa del Tuy, expresa; “en cada caserío se celebraba la cruz con un baile de joropo, cantos de fulías y décimas en agradecimiento por las cosechas y favores concedidos, haciendo ofrenda de todo lo dado por la tierra.”

     El Velorio de Cruz es una manifestación que culturalmente permite la confluencia de valores religiosos y expresiones culturales diversas tales como; la Décima, Canto de Fulías, el toque del Tambor, por lo cual es necesario profundizar y promover en las nuevas generaciones con miras a que siga manteniéndose esta tradición en el tiempo.

Deja un comentario

Archivado bajo Festividades Tuyeras

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s